Luego de colocado el implante, todo paciente sueña con que los problemas hayan terminado allí. Pero todos los profesionales de la salud dental saben que una higiene oral deficiente o las características de su instalación pueden dejar la puerta abierta a las bacterias que producen la periimplantitis.
Es por eso que un tratamiento eficaz y preciso contra la periimplantitis se hace fundamental en estos casos, para evitar la pérdida ósea y facilitar la regeneración. Los cepillos limpiadores de Neobiotech dan una respuesta a esta necesidad. Sin embargo, al tratarse de una infección, frecuentemente no basta con realizar el procedimiento de curación, sino que se hace preciso el tratamiento periódico de la zona para garantizar que el implante no vuelva a infectarse. Ofrecemos una variedad de productos en este sentido.

Limpieza manual de implantes utilizando L-Brush y I-Brush

Los cepillos L-Brush y I-Brush se pueden utilizar como complemento del R-Brush o de manera autónoma para limpiar el implante. Son cepillos fáciles de usar, que permiten una cirugía rápida, y garantizan de todos modos una limpieza perfecta del implante infectado, preservando la superficie rugosa. El uso de estos cepillos disminuye el fracaso asociado a este tipo de procedimientos.

Los cepillos I-Brush pueden utilizarse en dos diferentes modos: en el modo quirúrgico, que refiere a cirugías abiertas con colgado, y el modo no-quirúrgico, sin colgajo. La elección del modo depende del grado de reabsorción ósea. Los cepillos L-Brush tienen las mismas prestaciones que los I-Brush, pero su duración es mucho mayor.

Limpieza de implantes veloz con R-Brush

Se ha demostrado que la limpieza de los implantes dentales es fundamental para remover la colonia de bacterias y favorecer la curación. Los cepillos R-Brush están especialmente diseñados para quitar la zona infectada de los implantes sin modificar su estructura en solo dos minutos.

Se trata de cepillos descartables con cerdas de titanio que garantizan la biocompatibilidad. Tienen dos tamaños: Regular y Wide; y se venden por unidad, incluyendo una tapa protectora que evita el daño del tornillo al entrar las cerdas en contacto con el implante.

La importancia del mantenimiento

La limpieza para mantener el tratamiento de la periimplantitis o prevenir que vuelva a ocasionarse no se resume al implante en sí. Las bolsas periodontales cumplen un papel fundamental, y es por eso que deben estar limpias y libres de lesiones. En este sentido, las piezas de mano Perio-Mate es sumamente efectivo.
Perio-Mate ofrece dos herramientas fundamentales: el pulverizador de agua ultra-fino y el polvo a base de glicina. El agua y el polvo de glicina se inyectan a presión sobre las bolsas, eliminando con delicadeza la película bacteriana en sólo 20 segundos.

Medir la estabilidad de los implantes

Este puede ser un verdadero desafío sin la ayuda de herramientas como el medidor de estabilidad de AnyCheck. Este dispositivo utiliza movimiento pulsado para probar la rigidez de la unión entre el hueso y el implante, asegurando así la osteointegración sin desconectar el pilar de cicatrización. El medidor es fácil de usar, gracias a su sistema de control, y su diseño pequeño y ligero.